Heroes y el mito de la creación

asdffgfd

Uno de las citas de Gandhi presentadas en la petición dice:

«Ours is one continual struggle against a degradation sought to be inflicted upon us by the Europeans, who desire to degrade us to the level of the raw Kaffir whose occupation is hunting, and whose sole ambition is to collect a certain number of cattle to buy a wife with and, then, pass his life in indolence and nakedness.»

En India lo justifican por ser «hijo de una época».

Heroes y mitos. Indispensables para la nación o religión. Siempre prácticos, legitimando al poder.

Perdida de soberanía: el principio para la paz en Europa

Como soy un romántico empedernido, durante un viaje por Alemania lleve a mi compañera a visitar una siderurgia abandonada.

84sfsd

A unos 120 km de una de las sedes del Parlamento Europeo en Estrasburgo, hay un museo industrial muy interesante, la siderurgia de Völklingen.

Visitar aquella enorme empresa, una muestra representativa de una zona de más de 2,000 km2 de siderurgia y minas situada entre los Países Bajos, Francia y Alemania, me impactó porque me proporciono una ventana en el tiempo para visualizar la realidad industrial sobre la que se basó el Plan Schumman de 1950.

Este plan, antecedente de la Union Europea, creó la Comunidad Europea del Carbon y el Acero y estableció un tejido industrial interdependiente en Centroeuropa.

Su objetivo declarado, más allá de la simple cooperación entre naciones, era de mucho más calado: acabar con la autonomía de la industria militar de cada nación (en particular alemana) dependiente del hierro y la energía para fabricar armas.

Así, al atarse los lazos de los zapatos unas naciones a otras, se evitaba la fabricación independiente de armas e imposibilitaban nuevas guerras europeas. Sigue leyendo “Perdida de soberanía: el principio para la paz en Europa”

Verdad e intensidad

La teoría de conjuntos, es la rama de la lógica matemática que estudia las propiedades de las colecciones de objetos como unidades.

poiqerwkln.png

Conjunto AB, contiene todos los elementos, A= B, cabe también la posibilidad A≠ B

Subconjunto propio AB, contiene algunos pero no todos los elementos B≠ A

Disjunto ∉, ningún elemento perteneceA≠ B y B≠ A, su intersección es un conjunto vacío Ø

Este modelo no es dinámico.

pioklg.png

Para explicar la transición de un conjunto a disjunto se puede aplicar la logica difusa, donde los elementos tienen distinto grado de pertenencia y la verdad no es binaria.

La intensidad, el énfasis, proporcionan el significado.

¡mo! ¿mo como? Como, como como.

La cuestión es intensidad pero ¿respecto a qué?

Sigue leyendo “Verdad e intensidad”

Mis temores confirmados

El Brexit hace que una parte de los británicos culpabilicen a la Union Europea de sus problemas.

Antes teníamos intereses comunes, ahora según el Ministro de Ciencia y Universidades Sam Gyimah, somos dos entidades con intereses no (siempre) coincidentes.

¿No era precisamente ese el objetivo del referendum de independencia?

Dice el ministro: No tenemos fuerza y la Unión Europea tiene todo el control y van a machacarnos y deteriorar nuestro país, haciéndonos menos seguros, mas pobres y débiles para obtener nuestros intereses nacionales. 

Para mantener al grupo unido y no asumir responsabilidades, no hay nada como un enemigo “conveniente” y mentir por simplificar.

El plato que ordenaron esta siendo servido.

La intolerancia continua.

(lectura adicional)

El derecho a decidir

Una buena exposición del argumento en defensa del referéndum de secesión se puede leer pulsando aquí:

pplasvaslk
Canciones de siempre, nuevos conceptos

Su autor, catedrático de filosofía del derecho, pertenece a:

“El Col·lectiu Praga es constitueix amb l’objectiu de (ofrecer) visions més liberals i democràtiques, que donen cabuda jurídica a decidir com a poble el futur de la nació catalana.

Cómo dicen los británicos, directo de la boca del caballo.

La verdad conveniente

Tan confortable como intencionada:

En los medios y la opinión publica se encuentran hoy, en todas sus declinaciones posibles, los términos “judicialización” de la política y “abuso del Constitucional”.

Titulares.png

El cimiento de la democracia es el derecho, no se puede extirpar el sistema politico del judicial.

Pocos recuerdan que el cimiento de la democracia es el derecho y que no se puede aislar el sistema político del judicial.

Dos axiomas de cualquier democracia liberal lo demuestran:

  1. La política no se judicializa si se cumplen las normas. Solo los regímenes autoritarios están por encima de la ley.
  2. En cualquier regimen descentralizado la obligada relación, dinámica y cambiante, entre la administración autonómica y estatal, es regulada por el Tribunal Constitucional.

Por esto, resaltar el excesivo protagonismo de la justicia, solo conviene al nacionalismo catalán.

Cómo el gobierno de CiU/Esquerra reconoció ya en 2014 en su Libro Blanco de la Transición Nacional de Cataluña, la aceptación de estos principios impedirían la consecución—inmediata—de sus objetivos.

Ni el derecho de la UE ni el derecho internacional contienen ninguna disposición que prevea un procedimiento al que se pueda acoger la Generalitat para convocar una consulta como la que se reclama mayoritariamente en Cataluña (enlace).

En democracia no se puede diseccionar la justicia de la política: el parlamento es el órgano legislativo.

No es culpa ni de Rajoy, ni de Sánchez o del siguiente. El sistema—democrático—no lo permite.

Este es el problema, por muy legitima que sea cualquier aspiración.

Para que políticos y parlamento acepten las aspiraciones secesionistas, estas tienen que ajustarse a la legalidad democrática.

Los movimientos revolucionarios fascistas, socialistas y anarquistas, cada uno de distinta forma, lo experimentaron en la segunda mitad del siglo.

Democracia y respeto a las leyes son inseparables. Por eso, de los anteriores movimientos, solo el socialismo democrático ha sobrevivido.

El nacionalismo en España esta ahora en su etapa revolucionaria. No acepta la legalidad y busca imponer un nuevo orden político.

Porque no solo existen ellos y porque somos una democracia, seria deseable que aceptaran la normas jurídicas.

Pero su revolución no ha terminado todavía. La proximidad del juicio de sus dirigentes solo pueden acentuar sus intereses en dispensar a la política de la justicia.